miércoles, 12 de julio de 2017

Reseña a Wonder Woman (2017)



Hablar de Wonder Woman, es hablar de una figura controversial en el mundo del comic. Para algunos es la primera súper heroína, representa lo mejor de las mujeres… Para otros es solo un símbolo opresor de un patriarcado… Sumémosle el hecho que durante las guerras mundiales, Wonder Woman era usada junto a Bety Boop, para darle animo a las tropas.

Pero una verdad es cierta, Wonder Woman como todos los personajes de comics ha evolucionado con el paso de los años. Esto le ha dado identidad a lo largo de sus 75 años. En un principio fue planteada como un símbolo de feminismo, fue de los primeros personajes de comic en el que una mujer estuvo activamente participando en su creación y por qué no aceptarlo abrió la puerta a las súper heroínas en el mundo del noveno arte… Y más allá…

Era más que justo, que una mujer dirigiera Wonder Woman, para su primera incursión en el cine. Justicia poética, Wonder Woman siempre fue una opción para que las mujeres se sintieran identificadas en el mundo del comic y ellas también participara en este. 

La película no tiene miedo de mostrarnos la versión más moderna de la princesa amazona, pero tampoco de su versión más clásica. Combina ambas, aquella ingenua versión de los 40 que apenas descubre el mundo, con la experimentada versión que nos presenta actualmente los comics, también toma elementos de Bruce Timm y Paul Dini, además de Lynda Carter. 

La película nos narra los orígenes del personaje lo cual es un acierto, nunca se ha visto en forma masiva más allá del mundillo friki. Nos presentan una isla paraíso bastante increíble, pero también nos presenta un momento muy clásico de la historia del personaje, es cuando Steve Trevor aterriza en la isla…

La trama gira en como la hija de las amazonas, madura y pasa de ser la niña idealista a la mujer fuerte que todos conocen. Y es muy bien llevada, además es fabuloso que la película represente plenamente la ideología de Dc comics, “que el mal triunfa cuando las buenas personas no hacen nada.” Pero también respeta los valores y orígenes del personaje… Y se aplaude que nos de también los típicos momentos de “dc” donde el héroe falla miserablemente… 

En cuanto efectos, corografía de batalla, ángulos de cámara. La película se defiende bien, sabe mantener la acción y esta no se pierde, salvo por la batalla final por una pequeña escena. Pero todo tiene muy buen trabajo de producción, deja pocas cosas a la imaginación y es para un público más amplio, a diferencia de Batman v Superman y Suicide Squad que son muy visuales. Y solo los más fans pueden disfrutarlas. Wonder Woman es una buena película que adapta bien al personaje e irónicamente vuelve abrir las puertas para las súper heroínas en el mundo del cine. 

La película no será la mejor película de dc, pero es muy disfrutable. No necesitas saber nada del personaje para entender el dilema de Diana, quien es y cómo se convierte en Wonder Woman. Deja algunos pequeños guiños para la liga de la justicia y de forma no tan obvia, además que se agradece de excluir la escena postcreditos… (Se nota que la dirigió una mujer).

No hay comentarios:

Publicar un comentario